Información

¿Cómo es la nutrición del reino monera?

Cinco es el número de reinos existentes para clasificar y manejar con facilidad los organismos que tienen vida.

El reino monera es un grupo conformado por una gran diversidad de especies, considerados como numerosos. Pese a su tamaño tienen un papel relevante para la vida de los demás seres vivos.

¿Cómo es la nutrición del reino monera?

Modo de alimentación

Para explicar cómo se alimentan los seres que son parte del reino monera se debe tener claro el término de organismos heterótrofos. Los seres que no pueden y no tienen la capacidad de transformar y producir sus alimentos son catalogados como heterótrofos. Además, dependen de otros seres vivos para poder sobrevivir y nutrirse.

La gran mayoría de especies que pertenece al reino procariota comparten la características de organismos heterótrofos. Sin embargo, existen algunos casos que si son capaces de sintetizar su alimento, y se denominan como seres autótrofos.

Bacterias parasitas

Estos seres son perjudiciales para otros organismos. Esto se debe a que su alimentación consiste en ser el huésped de otro ser vivo. Por ejemplo la tuberculosis en los humanos, una situación letal para nosotros. Estas bacterias parasitas no pueden vivir sin causar un daño al ser en el que habitan.

Bacterias saprofitas

Los desechos o la materia orgánica es la dieta de estas bacterias denominadas saprofitas. Este tipo de bacterias se alimenta de seres que están muertos, son organismos que descomponen su alimento. Cabe destacar que este hecho es crucial en el equilibrio de la naturaleza porque forma parte de la cadena trófica.

Bacterias simbiontes

Este tipo de organismos incluyen un beneficio que resulta de la asociación entre la bacteria y el animal en el que viven. Por ejemplo, los seres humanos tenemos en nuestro organismos millones de bacterias que interactúan con nosotros. Ellas no son dañinas para nuestro sistema, sino que nos ayudan a prevenir enfermedades severas.

Existe una vasta variedad de especies al hablar de bacterias. Podemos concluir que no todas perjudican al ser en el que habitan y contribuyen a la naturaleza a descomponer los desechos.

COMPARTE ESTE ARTÍCULO EN

No hay comentarios todavía